martes, 25 de marzo de 2014

LA LIBERTAD FINANCIERA

La forma en la que los diferentes blogueros escribimos sobre las recetas que funcionan para alcanzar la libertad financiera me recuerda a la vieja fábula árabe del elefante y los ciegos: cada uno ve la realidad de una forma parcial.
La fábula decía así: tres ciegos se enteran de que un extraño animal llamada “elefante” ha llegado a la ciudad y deciden ir a conocerlo. Como son ciegos deciden tocarlo, pero cada uno toca sólo la parte que tiene más cercana. Uno toca una pata, otro la trompa y el tercero el tronco. Y cada uno saca conclusiones parciales de la misma realidad: uno piensa que el elefante es como un árbol, el otro que es como una serpiente y el tercero que es como un montaña.
Pues lo de la libertad financiera es lo mismo: unos piensan que hay que ser un genio de la inversión, otros que hay que llevar un control estricto de los gastos y otros que hay que concentrarse en las actitudes necesarias para ganar dinero. En realidad se necesitan las tres cosas y además dejar que madure el tiempo.
1.- Construir tu cuenta de resultados ayuda a conseguir tu libertad financiera
Con mi visión muy particular de las cosas, acostumbro a realizar un balance personal con su correspondiente “cuenta de resultados anual”, con mis finanzas personales. Con esa disposición se puede ver perfectamente cómo juegan todos los ingredientes que estoy poniendo sobre la mesa. El secreto del éxito en el 90% de los casos no es ser un genio en uno de los ingredientes, sino conseguir una buena mezcla y un buen equilibrio entre todos. Gráficamente sale algo así:
 


En el primer apartado, “Ingresos”, sumo los ingresos netos (lo que entra en la cuenta corriente) por los sueldos mío y de mi mujer.

En el segundo apartado, “Gastos”, contabilizo todos los gastos del año de la casa (mes a mes los veo como resultado de descontar la variación patrimonial y los ingresos).
En el tercer apartado, “Rendimientos” meto todos los rendimientos de capital netos (lo que entra en la cuenta), ganancias y pérdidas en las cuentas de bolsa o de fondos, dividendos netos cobrados, gastos por comisiones, etc… Este apartado puede ser positivo o negativo.



En el cuarto meto el resultado del IRPF, que ya contempla todos los ajustes fiscales tanto del saldo entre sueldos y retenciones efectuadas, como las retenciones de dividendos y en general rendimientos mobiliarios. Si me sale “a devolver” será positiva y si la declaración sale a “cobrar” lo pongo en negativo.
Y como resultado… pues el rendimiento final.
Poner un año natural con esa disposición te ayudará a darte cuenta de cuál es tu realidad en tu camino hacia la libertad financiera... cuáles son los apartados más importantes, cómo cambia año a año, etc… Después cada uno deberá aplicar sus circunstancias personales, me explico:
2.- Partida de ingresos
Si en tu caso eres un “joven” de 29 años… te diría que donde más debes aplicar tus esfuerzos es en la partida de “ingresos”. Tienes por delante “una pila” de años trabajando… esfuérzate en todo aquello que te permita estar en una posición de ventaja sobre el resto. Sin machacar a nadie, pero no por eso dejes de esforzarte en dar lo mejor de ti mismo. No permitamos que esto sea un “es el sueldo que tengo”. Está en nuestras manos mejorar nuestra capacitación proactivamente… hagámoslo. Será nuestra mejor inversión.
En este apartado he tratado en este blog de aportar algunas entradas sobre “actitudes” que creo que ayudan a cultivar a conseguir el éxito en este bloque tan esencial. Estoy convencido de que ese tipo de entradas no se entienden tanto como otras entradas más centradas en acciones, pero creo que para muuucha gente reflexionar sobre este tipo de entradas es mil veces más rentable que comprar una acción para sacarle un 10% en un periodo de tiempo.
Todo lo que se haga en este apartado contribuirá decididamente a mejorar tu futuro: formación en tu especialidad, idiomas, conferencias, simplemente aumentar tu cultura general leyendo, reflexiones sobre actitudes gerenciales, masters, juegos de rol gerenciales, etc…
3.-Partida de rendimientos
Si en tu caso estás retirado y manejas un capital respetable, entonces el apartado de “ingresos” pierde relevancia y el de “rendimientos” se convierte en el esencial. Como sacar el necesario rendimiento al capital que has logrado a lo largo de una vida de trabajo.
En eso deberías concentrar tu saber-hacer.
Es este apartado en donde más he tratado de aportar desde este blog, y es donde fundamentalmente se centran la mayor parte de blogs, casas de inversión, artículos, recomendaciones, etc… Sin embargo no siempre es lo más importante.
4.- Partida de gastos
En general el apartado de “gastos” es algo que hay que cuidar siempre. El aprender a gastar con racionalidad, sin convertirte en un “tío Gilito” pero sin despilfarrar es algo que se debe enseñar desde pequeñito.
No hay demasiadas personas que escriban sobre esto. Pero los hay. Recientemente me han metido en un proyecto destinado a reunir a los “Top100Blogs de Finanzas personales” (lo veréis en el lateral derecho). Allí podéis ver varios que hablan de este apartado.
En este blog he tratado también de tocar este tema, sobre todo con las entradas que están etiquetadas como “base”.
5.- Partida de impuestos
Y como no el apartado Fiscal es super-relevante y debe conocerse y contemplarse absolutamente siempre. En el blog he escrito solamente una entrada directa sobre fiscalidad, pero es algo que de forma transversal sale en varias entradas.
6.- Conclusiones
El secreto del éxito en esto de alcanzar la libertad financiera suele ser tener un adecuado mix de buenas prácticas en cada uno de estos 4 apartados (ingresos-gastos-rendimientos-impuestos).
Desde este blog a veces con un poco de desorden, a veces hablo de temas que impactan en la primera línea y a veces de temas que impactan en la última. Lo que percibo es que habitualmente despiertan más interés las que hablan del apartado de “rendimientos”… lo cual es bueno… pero ¿estamos realmente concediendo la importancia que tienen los otros apartados?.
¿Dedicamos el tiempo necesario en dotarnos a nosotros mismos de las habilidades necesarias para tener una mejor carrera profesional?.
¿Consideramos todas las oportunidades que nos da la fiscalidad para reducir su carga y tratar de que nuestras decisiones impacten positivamente.
Espero que os aporte,

28 comentarios:

Antonio dijo...

Excelente post Álvaro. Como bien dices, creo que esto es como una silla de 4 patas en la que hay que sentarse. Y si nos olvidamos de alguna de ellas, nos podemos caer al suelo.

Un saludo.

Pd. Ya me he acostumbrado a darle a la publicidad, cada vez que entro jeje. Forex.

Roberto Carlos dijo...

Hola Alvaro,

simplemente, plas, plas, plas, plas, plas, plas, plas, etc ...

Cuando empecé en el primer párrafo ya iba a escribir este comentario, pero decidí leerlo entero. He puesto tantos "plas" como veces lo he pensado mientras leía. Tienes más razón que un santo.
1) Ahora no trabajo ni tengo paro, pero los 15 años que trabaje hacía de media 600 horas extras anuales (además bien pagadas).
2) Tener en cuenta las normas fiscales te puede hacer ahorrar mucho dinero (en su día, la amortización por compra vivienda me llegaba a devolver más dinero de los intereses que pagaba de hipoteca).
3) El control de los gastos los hago desde que comencé a trabajar y te da una idea clara de lo que necesitas para vivir sin trabajar. Muchos de los que dicen que nos les llega el dinero a fin de mes (no todos), no tienen ni idea de lo que gastan al año o al mes. Lo peor de esto, es que si ganasen 5.000 € al año más, tampoco les llegaría. Ejemplo simple: el otro día deje con la boca abierta a una amiga (de las que nunca le llega el dinero a fin de mes) diciéndole que si compra una cafetera de esas que tanto anuncian por la tele con esas capsulas tan monas y la usa en la oficina en vez de bajar a una cafetería a tomarse “UN” café todos los días, a pesar de valer el café a más de 70 € el kilo, en menos de “11 SEMANAS” ya estaba ahorrando dinero. Imagínate si te llevas de casa un termo con café de 10 € el kilo. Evidentemento no lo ha realizado.
4) Siguiendo estas tres premisas, invirtiendo con cabeza, el tiempo y el interés compuesto hacen que esté “jubilado” con 39 años y sigo ahorrando (mis ingresos sin trabajar exceden los gastos de mi familia).
Repito plas, plas, plas, …
Saludos.

masero dijo...

Gracias por el post, como siempre muy interesante y para leer varias veces.
Yo por desgracia la segunda pata de la silla la descubri tarde, pensaba que con tener un colchón en el banco era suficiente, el resto del dinero que entraba en mi casa, que en algunas epocas fue bastante no me hacia ni me haria falta nunca, con el colchon suficiente.
Si hubiese sabido lo poco que se ahora, seguramente estaria muy cerca mi libertad financiera, aunque me conformo pensando "que me quiten lo bailao", pero ahora sigo bailando y disfrutando pero con bastante menos.
Desde aqui me gustaria pedir mas educación financiera en las escuelas y sobre todo a los padres que se preocupen un poco en educar financieramente a sus hijos, yo lo estoy intentando.
Saludos y felicitaciones por el blog, sigue así.

Alvaro Musach dijo...

Don Antonio, me alegro de que te haya gustado. Hay que cuidar las cuatro patas de la silla y según tu ciclo de vida a veces hay que mimar más a unas que a otras.

Como siempre no hay una receta única que se pueda aplicar a todo el mundo.

Antonio dijo...

Estimado Álvaro,

No me digas Don Antonio, por favor. Que aún se me hace díficil pasar del dos al tres. Que aunque de 29 a 30 va sólo uno como se nota. Y eso de Don suena a persona sería y respetable. Y yo, aún soy pequeño en todos los aspectos. Joven algo menos jejeje.

Un afectuoso saludo Àlvaro.

Pd. Te lo estas poniendo muy díficil, a cada post nuevo es mejor aún.

Alvaro Musach dijo...

Amigo Roberto Carlos, me alegro de que te haya gustado. Realmente no he hecho más que desarrollar las ideas que ponía el amigo Paco en sus dos entradas sobre la libertad financiera en el blog de Academia de Inversión.

Sobre lo de tu amiga es muy posible que pague no por tomarse un simple café, sino por el placer de interrumpir su jornada laboral durante ¿media hora?, darse un breve paseo al bar de la esquina, comentar con los compañeros de trabajo, fumarse un pitillo y romper la monotonía del trabajo. Y eso con la Nespresso no lo arregla… así que no te va a hacer caso.

Pero quitando la componente social es cómo lo dices y esas cuentas no las echa el común de los mortales. Una cajetilla de tabaco cuesta 4,5€ y quema mucha salud. Si te fumas media al día te salen 821€/año… y eso si sólo se queda en un coste económico. Hay muchos a los que si les haces esa cuenta se plantean más en serio dejar de fumar que si les hablas del cáncer (que piensan que eso les toca a “otros”).

Hasta la próxima,

Alvaro Musach dijo...

Amigo Masero, gracias por tu comentario. Nunca es tarde para aprender de errores pasados. Sobre todo cuando ves a gente alrededor que caen una y otra vez en los mismos errores. Ya sabes que dicen (y creo que es cierto) que un error enseña más que muchos aciertos.

Así que a aprovechar.

Hasta la próxima,

Alvaro Musach dijo...

Je, je Antonio... me has recordado la canción que cantaba Compay Segundo:

"Cuando yo tenía dinero...
...me llamaban Don Tomás.

Cuando yo tenía dinero...
...me llamaban Don Tomás.

Y ahora como no tengo...
Me llaman Tomás, no más."

CarlosC dijo...

El problema le veo a la hora de aumentar los ingresos.

Llevo trabajando prácticamente seguidos casi 10 años y ahora cobro menos que cuando empece a trabajar.

Tengo titulación universitaria y he realizado varios cursos para perfeccionar diferentes áreas de trabajo.

Llevo con el sueldo congelado durante años y solo los 2 primeros años trabajando he cobrado horas extras, he pasado por varias empresas y desde entonces hay que hacer horas pero no se pagan, si no pasas por el aro, te dicen sin tapujos que hay mucha gente dispuesta a hacer este trabajo sin protestar.

Los gastos se pueden ir controlando, pero llega un punto en que estos aumentan y los ingresos descienden, ¿Que puedes hacer?

Creo que las cosas han cambiado, yo veo prácticamente imposible que me suban el sueldo y menos aun tener un sueldo decente.

Con el nivel de paro que hay, la gente esta tirando por los suelos todas las condiciones laborales y sueldos.

Esta es la realidad laboral, mucha gente que tiene un trabajo desde hace muchos años, no la ve, por que no ha sufrido recortes en las condiciones laborales y su sueldo siempre ha crecido, pero el día que hagan un ERE o le despidan, se va a dar de frente con la realidad.

Saludos

Alvaro Musach dijo...

Amigo Carlos C, completamente de acuerdo con tu comentario. Lo más complicado hoy en día es prosperar en el trabajo para aumentar los ingresos.

El nivel de paro que hay hace que la competencia en la búsqueda de trabajo sea brutal y las condiciones de trabajo sólo han empeorado. Sin duda es mucho más complicado el ambiente ahora que en los finales de los 90 o que en 2005.

Pero también es cierto que no puedes tirar la toalla, porque cuando las oportunidades se presentan (y antes o después lo harán) hay que habérselas ganado con anterioridad. Creo que consiste en una combinación de suerte y trabajo. Sin duda la suerte existe. Pero también es cierto que tratar de dar lo mejor de ti mismo en el trabajo ayuda muchísimo y que la preparación (hablas de cursos de perfeccionamiento) también ayuda.

Algunos de los habituales de este blog han hecho las maletas en busca de lugares con más oportunidades que España. Eso también ayuda y aumenta el número de oportunidades. Conozco a pocos, pero entre los pocos que conozco ya sé de un caso en Panamá, otro en Polonia y otro en Estonia…

Y para los que tienen la suerte de mantener las condiciones laborales ó por lo menos un trabajo bien remunerado, lo más racional creo que es prepararse por lo que pudiera venir, como acertadamente comenta otro lector algo más arriba.

Un saludo,

Anónimo dijo...

Felicidades nuevamente por otra genial entrada. ..has pensado en hacer alguna entrada sobre como sacarle el máximo partido a la declaración de renta, ??? Perdidas patrimoniales, ganancias de menos de un año, dividendos, hipoteca, alquiler, aflirar pérdida. ..cual crees que seria la situación" ideal"

Un saludo y sigue asi

Carlos

Alvaro Musach dijo...

Gracias Carlos.

Sobre la fiscalidad algo ya escribí el 5 de diembre en la entrada "fiscalidad a final de año". Iba de plusvalías y minusvalías de más y de menos de un año cintando cuando aflorar y cua do no.

Además contaba un interesante agujero que tiene Hacienda y que se puede aprovechar.

Ahora va de ni equivocarse al hacer las cuentas... pero ya no hay capacidad de reacción. De todos modos algo veré y si veo interés escribo.

Lo malo es que en lo de la fiscalidad hay mil temas que se pueden tratar. No sé que será mejor... un barrido general superficial o centrarme en algún tema que interese más.

Si me dais pistas mejor.

Monri dijo...

Ay, dichosa crisis, dichosa crisis... En mi sector ha tumbado los sueldos de tal forma que ahora estoy trabajando tras "ascender" (y cambiar de país) por poco más de la mitad de lo que cobraba en el 2009. Hay que j.... Pero bueno, no me quejo: también he encontrado deflación, me han bajado los gastos "que da gusto". Entonces vivía con 1.100 euros al mes. Ahora con 400. Y vivo mucho mejor.

El detalle de la Nespreso de los comentarios, BRUTAL. Si es que no hace falta tanto. Llevar al trabajo una bolsita de 50 g de té japonés del bueno cuesta 3 euros y da servicio para 2-3 semanas. Si además te coges uno árabe por otro par de euros ya tienes un mes (o más cubierto). Ni color con tomarse un cafeto al día (que sabe a aguarrás) en la cafetería...

Saludos!

Adolfo Ruiz dijo...

Por aquí anda el que se va a Estonia la semana que viene.

Solo tengo que decir que en mi caso no me voy por la mala situación de España, ya que tenía un contrato encima de la mesa en España por algo más de dinero del que he aceptado en Estonia. Bien es cierto que la baja carga fiscal de Estonia y la diferencia de precios hace que mi nivel de gasto o de ahorro en Estonia pueda ser mayor que el de España si solo tuviera el trabajo que me ofrecían. PERO resulta que en España tengo más posibilidades de sobresueldos y eso podría hacer que razonablemente mi capacidad de ahorro en España hubiera sido más alta que en Estonia. Pero, simplemente, no me apetece vivir toda mi vida en el mismo país; hay que probar cosas nuevas :)

Otro asunto interesante para tratar en el blog es las inversiones en "commodities" que no son bienes contables. Me refiero a inversiones en arte, en lingotes de oro o plata, en bienes arqueológicos... entre otras características son "commodities", entendiendo que no se busca un "valor" analizable por sí mismo (como al analizar una empresa) sino simplemente se juega con la oferta y la demanda. Tienen la gracia de que son muy difícilmente controlables por un Estado y que en muchos casos suben de precio cuando hay una crisis. Además, en algunos casos (arte o arqueología) se tratan de ejemplares únicos y, por tanto, no hay un mercado con precios claramente marcados para ellos. Un cuadro vale tanto como su dueño sea capaz de obtener por él.
Personalmente creo que son un buen complemento al "value investing" que se plantea en este blog. O al menos digamos que son maneras de invertir 100% opuestas y la auto-crítica siempre es la mar de sana.

Saludos,
Adolfo

Alvaro Musach dijo...

Amigo Monri, lo del nivel de vida de otro país en el que puedas vivir debe ser de lo más relevante que hay al plantearte un cambio.

No sería la primera vez que alguien se cambia de país o ciudad porque le pagan un X% más y luego se encuentra con que el coste del alquiler ya se come más que lo que le sube el sueldo.

A algunos compañeros que venían de ciudades medianas españolas a trabajar a Madrid les pasaba.

Pues con el extranjero debe ser brutal.

Alvaro Musach dijo...

Amigo y asesor Adolfo... (digo asesor porque es él quien me mete caña con el aspecto del blog y quien ha conseguido picarme para que lo mejore tremendamente)... no puedo explicar ni escribir sobre lo que no conozco.

Simplemente no me siento capacitado para invertir en arte, en monedas o en antigüedades. Y si no me siento capacitado para ello sería una temeridad por mi parte tratar de escribir sobre ello.

Sé que hay gente que ha ganado mucho dinero con ello... pero también ha habido mucha estafa alrededor de las inversiones alternativas (sellos y demás). Por otra parte tener el poder de liquidar tu posición en cinco minitos es aogo que a mi me atrae mucho. Hace poco mantuve una interesante conversación con un amigo que invirtió en fotovoltaicas... y salvando la ruina que tiene ahora encima se lamentaba de que ni siquiera hay compradores bajo precio y que es imposible liquidar la posición aunque la regale.

Lo de la liquidez es un valor.

Lo otro sin duda también, según en qué valores, pero es que yo no sé de eso

Alvaro Musach dijo...

Sigo... cuando yo era un chaval de unos 10 años mi padre me enseño una plaquita de oro que había comorado en una crisis. Tiempo después se la vendió al mismo joyero al que se la compró y le salió bien.

No es descabellado para tener un % bajo de tu dinero. De hecho si hay una guerra es una gran idea tener oro o diamantes fácilmente transportables... pero no puedo hablar mucho más de ello.

Aunque sé que tu sí... y por supuesto di quieres puedes hacerlo o recomendar alguna entrada de tu blog que hable sobre ello (Adolfo es experto en numismática y tiene un blog reconocido por los "frikis" de las monedas).

Por cierto... que por fin conseguí seguir otro de tus consejos y cambié la cabecera del blog. Lo que me costó corregir un problema que tenía subiendo las imágenes... me aparecía todo en colores y fondos horrorosos.

Creo que está mejor así, ¿no?.

Alvaro Musach dijo...

Disculpad las faltas que cometo a veces en los comentarios... pero es lo que tiene escribir los comentarios desde un móvil.

Monri dijo...

Te doy completamente la razón: a veces es más importante lo que se gasta que lo que se gana.

Simplemente te doy un detalle de gastos de aquí. Alojamiento: 180 €, todo incluido (agua-luz-gas-internet...), bonobús ilimitado mensual 21 €, menú diario 3 €. Con 360-400 € se vive de vicio, mejor que en España con 900 €.

Hay países como Suiza o Suecia donde se cobra una barbaridad... pero los gastos también son una salvajada.

Saludos

Monri dijo...

Un ejemplo drástico. Ayer, cine + cena. 4,75 €. Y sin día del espectador. Alguna vez incluso he comido por 1,05 €.

Saludos!

Adolfo Ruiz dijo...

El blog creo que está muchísimo mejor así. Hay alguna cosilla que no me gusta, pero eso se debe a usar blogger y no creo que tenga solución técnicamente sencilla.

¡¡Muy bien!!

Por lo de las inversiones en bienes materiales (arte, sellos, cuadros, monedas...) a mí me pasa lo contrario: más o menos controlo el tema de las monedas pero no sé mucho de economía. Es decir, no sabría cómo compararlas con otras inversiones, como por ejemplo acciones o renta fija.

Si te apetece podríamos escribir una entrada conjunta y la publicamos en tu blog y en el mío a la vez (o sólo en el mío indicando que tú eres coautor si no quieres publicarla aquí). La idea sería hacer una comparativa de las características de una inversión en arte/monedas con una inversión en acciones. Por ejemplo: el arte es muchíiiiiisimo menos líquido.

Si te gusta la idea dímelo y dentro de unas semanas te escribo; déjame primero asentarme en Estonia.

Otra cuestión a reflexionar es cuando dices del joven de 29 años (mi edad) haría bien en centrarse en mejorar sus capacidades. La cuestión es que, por diversas razones, hay muchas habilidades que no se valoran. O que cuando se valoran no se pagan. O que el que las ha adquirido no exige, o no puede exigir, un sobresuelo por tenerlas.
Conozco muchos casos de ingenieros doctores, con un CV muy bueno y que hablan tres idiomas cuyo sueldo es de unos 1500 euros limpios al mes. Podría pensarse que quizá ellos no busquen más dinero, y quizá no sea para ellos una prioridad... pero se quejan de su sueldo.

Saludos,
Adolfo

Alvaro Musach dijo...

Adelante a realizar la reflexión conjunta. Lo de publicarla o no dependerá del resultado.

Asientate en Estonia, ten cuidado con las Estonas y sobre todo con sus novios estonios...

Y disfruta que es la edad más adecuada para estas aventuras.

Monri dijo...

Me sumo al comentario de Álvaro, Adolfo. Muchísimo cuidado con las estonias. Las eslavas son de armas tomar. No sé porqué lo digo, no.

Saludos!!

Adolfo Ruiz dijo...

Bueno, pues en unas semanas me pongo en contacto con Alvaro.

Y tranquilos, que ya tengo experiencia en saunas mixtas en Estonia...

Antonio dijo...

Interesante la aportación al blog de Alfredo. Me gusta aprender y por tanto si lo publicáis. Lo leeré interesado.

No obstante, la inversión en arte a largo plazo la veo muy díficil. En primer lugar creo que tienes que ser un experto. A mi me encanta el arte, pero no me atrevería a invertir en él.

Por otro lado. Creo que es más fácil pronosticar la evolución de una empresa según su historia, mercado, ciclo económico, éct. Que el valor que pueda adquirir un determinado pintor o cuadro. Muchas veces sometidos a modas. Seguramente este año aniversario de El Greco, qúién tenga uno de sus cuadros se pagarán bien. El año que viene pues lo mismo es Picasso y de el Greco se olvidan. Son ejemplos muy extremos, ojalá tuviese algún cuadro de cualquiera de ellos.

Y sobre las monedas, veo bastante díficil. Que una moneda por la que pagas 1000 euros y existan 100 ejemplares. Se venda en unos años por 10000. Normalmente se valora más la exclusividad, y muchas veces esas monedas únicas en el mundo están bastante deterioradas o en museos. Yo tengo algunas monedas de escaso valor, más como hobby que otra cosa. Más como artículo coleccionable como el que lo hace con postales o legos, que como inversión.

Un saludo.

Angelito dijo...

Cada vez gana más, si era posible, el blog, tenía varias entradas pendientes que he devorado.

Creo que en esta vida sólo se vive una vez y hay que luchar por mejorar los ingresos y adaptar los gastos, parece trivial pero mucha gente no lo sabe hacer y pasan las cosas.

Un compańero lo dijo, educación financiera en los colegios ya!!

Yo uno que tengo bastante olvidado es el de rendimientos, tomare buena nota.

Alvaro Musach dijo...

Amigo Antonio, yo eso del arte como forma de inversión lo veo muy complicado. Son muchos los pintores que muriron pobres de solemnidad y no fue hasta muchos años después de la muerte cuando se apreciaron sus cuadros. Es como lo de la inversión en valor pero cin un ciclo de maduración que puede ser de más de una generación.

La vida es demasiado corta como para hacerla iliquida.

Alvaro Musach dijo...

Gracias Angelito,

Absolutamente necesario la educación financiera en los colegios. Pero me temo que nos seguirán enrroscando la boina, no vaya a ser que nos de por pensar.