viernes, 12 de abril de 2013

JUANITO TIENE PROBLEMAS

En las dos entradas anteriores veíamos cómo construir un simple balance y una especie de cuenta de resultados a nivel familiar mes a mes. Poníamos un ejemplo inventado con nuestro amigo Juanito y construíamos ambos cuadros. La situación del balance no parecía mala ya que mes a mes su liquidez crecía… pero analicemos ahora que está pasando en la cuenta de resultados.
Rescatemos ambos cuadros antes de entrar a analizar los datos y valorar la gestión del amigo Juanito.

 Balance:
FECHA
LIQUIDEZ
TOTAL DEUDAS
NETO
Deuda hipotecas
Deuda otros
Liquidez en c/c
Liquidez en depósitos
Liq. en renta fija
Liq en fondos
Liq. en acciones
Planes de pensiones
Otros ilíquido
31/12/2012
45.000
230.000
-185.000
200.000
30.000
12.000
6.000
0
15.000
12.000
2.000
n/a
31/01/2013
47.500
228.000
-180.500
199.000
29.000
13.000
6.000
0
15.500
13.000
2.100
n/a
28/02/2013
51.000
226.000
-175.000
198.000
28.000
20.000
6.000
0
14.000
11.000
2.200
n/a
31/03/2013
51.600
224.000
-172.400
197.000
27.000
10.000
6.100
0
14.500
21.000
2.300
n/a

Cuenta de resultados:
Pago deudas
Fecha
Gasto real total
Ahorro real
Rend. inversiones
Ingresos total
Ingresos salarios
Ingresos alquiler
Ingresos extraordinarios
Hipoteca
Otros
31/01/2013
2.550
950
1.550
3.500
3.000
0
500
1.200
1.130
28/02/2013
6.000
7.000
-3.500
13.000
13.000
0
0
1.200
1.130
31/03/2013
3.970
-970
1.570
3.000
3.000
0
0
1.200
1.130
Aportación - reembolso

Depóstito
Renta Fija
Fondos
Acciones
Rendiº RV
Rendiº RF
Divid RV
Gastos RV
Intereses depósitos
Gastos RF

0
0
0
0
1.550
0
50
0
0
0

0
0
0
0
-3.500
0
0
0
0
0

100
0
0
9.000
1.470
100
0
30
100
0


Vemos el resultado mes a mes:
Enero parece un buen mes è ingresamos 
3.500€, gastamos 2.550€ y por tanto hemos generado un ahorro de 950€. Además las inversiones en RV me han generado un capital de 1.550€, que es muy bienvenido.
El "único pero” de enero es que estamos pagando un préstamo caro… el del coche. Pagamos casi tanto como por la hipoteca…, 1.130€ que han bajado mi capital en préstamo de 30.000€ a 29.000€… por tanto 130€ son puros intereses que en un año serían 1.560€… un coste de más del 5% (que en este ejemplo es benévolo).
Además vemos que del total del sueldo, 3.500€, la mayor parte está destinado al pago de deudas (2.330€). El pobre Juanito sólo ha gastado 2.550€, es decir que aparte de pagar sus préstamos sólo se ha gastado 220€… ha debido ser un mes complicado para él.
Conclusión de enero:
evitemos siempre aplazar pagos de tarjetas de crédito y en la medida de lo posible préstamos al consumo. Es mejor ahorrar y aplazar las compras hasta reunir lo necesario, que pagar un sobrecoste que nos merme nuestro capital todos los meses.


Veamos febrero è viendo el balance parece un mes fantástico porque la liquidez da un salto hasta los 51.000€. Sin embargo al ver nuestra particular “cuenta de resultados” vemos que a pasar de haber tenido un ingreso de 13.000€, nuestro gasto ha saltado hasta los 6.000€… ALARMA… tendremos que pensar si el gasto ha estado bien empleado o si lo que hemos hecho es dilapidar el bonus… Además se ha juntado con que nuestras inversiones han perdido 3.500€…
Si hubiésemos gastado lo mismo que enero y si nuestras inversiones no hubiesen tenido pérdidas, nuestra liquidez en lugar de haber llegado a 51.000€ habrían llegado a 57.950€ (47.500€ + 13.000€ - 2.550€).
El estropicio del disparo del gasto y de las inversiones queda oculto en el balance porque el aumento en ingresos debido al bonus lo compensa disimulando el total.
Conclusión de febrero è además de mantener el préstamo del coche, que deberíamos eliminar cuanto antes, se ha disparado el gasto y las inversiones nos han jugado una mala pasada.

Vemos marzo è los ingresos vuelven  la línea habitual, pero los gastos son elevados…tanto que se ha gastado más de lo que se ha ingresado è ALARMA. El estropicio ha quedado oculto en el balance porque las inversiones nos han aportado 1.570€… si no hacemos este análisis no nos daremos cuenta de que algo está haciendo mal nuestro amigo Juanito.
Por otro lado vemos que Juanito ha decidido comprar acciones con el exceso de liquidez en cuenta corriente que generó el mes pasado. ¿No hubiera sido mejor eliminar parte del crédito del coche?. Los 9.000€ que mete en bolsa supone más de un tercio del préstamo que mantiene por el coche… si en lugar de comprar acciones hubiese amortizado un tercio de dicho préstamo el mes siguiente habría reducido el pago de su cuota en un tercio … unos 360€.
Al meterlos en bolsa queda expuesto a lo que haga el mercado y eso después de que haya tenido dos meses con un gasto muy elevado (que incluso ha llegado a ser superior a sus ingresos)… no parece una decisión prudente.
Conclusión de marzo è mal mes en el que los gastos superan a los ingresos y en el que se ha tomado una decisión equivocada al destinar la liquidez a la bolsa en lugar de matar créditos caros que nos comen el día a día.
¿Qué recomendaciones le daríamos a nuestro amigo Juanito a la vista de estos números?
En primer lugar le diría que profundizase en sus gastos de los dos últimos meses. El gasto se ha disparado y no parece una situación sostenible. Habrá que ver si las circunstancias obligaban al gasto (compromisos familiares, gastos médicos, etc…) ó si simplemente Juanito se ha pasado en alegrías al ver que ha cobrado el bonus de febrero.. tanto que se ha pasado de frenada y desaprovechando el ingreso extra que podía haber aprovechado en mejorar de forma permanente el futuro (por ejemplo bajando deuda).
En segundo lugar le diría que debe quitarse el crédito que tiene del coche lo antes posible. Es una forma de reducir su gasto (que ya está suficientemente disparado) eliminando el coste de financiación más caro.
En tercer lugar le diría que prestase atención a la forma en que tiene repartidas sus inversiones. En lo que va de año ha perdido un total de 380€ (1.550€-3.500€+1.570€)… tiene un total de 6.000€ en depósitos y 35.500€ en renta variable (entre fondos de RV y acciones).
El que se haya leído el blog verá que le diré que (1) para mantener este nivel de inversión en RV debe estar dispuesto a perder la mitad del mismo, unos 18.000€ y (2) que cómo tiene poca cantidad en bolsa, le recomendaría que pasase las acciones a un fondo de renta variable bien gestionado, ya que en caso contrario estaría asumiendo un riesgo demasiado elevado por no tener suficiente diversificación.
Por último se podría disminuir su posición en cuentas corrientes. Está bien tener un colchón de seguridad. Pero parece que el mes de mayor gasto es de 6.000€ y que en condiciones normales este no debería superar los 3.000€. Por tanto podríamos mantener unos 6.000€ en cuenta corriente destinando el resto a depósitos que nos renten algo de intereses y que estén muy a mano por si en un momento dado nos es necesario.
 ¿Qué parte de sus ingresos se dedica al pago de las deudas?
Este ratio es fundamental tanto en las empresas como en las familias. Es uno de los ratios más importantes que analizan los bancos cuando deben conceder un crédito.
El amigo Juanito ha cobrado en lo que va de año 19.500€ y ha tenido que pagar cuotas de la hipoteca y del préstamo del coche por un total de 6.990€ è el 36% de sus ingresos se destina al pago de deudas ¡¡¡.
Pero es más, ese 36% se ha obtenido teniendo en cuenta un ingreso puntual –el bonus-… un mes corriente cobraría 3.000€ y pagaría por préstamos 2.300€ ¡¡¡¡.  Un 76% de los ingresos normales van a parar al pago de la deuda ¡¡¡.
Verdaderamente nuestro amigo Juanito parece que vive para pagar sus deudas y que únicamente consigue “respirar” gracias a los bonus o las pagas extras. El ingreso de un mes normal de 3.000€ le da para poco más que para atender las deudas… Nuestro amigo Juanito está prisionero de sus propias deudas.

Esto no es sano. El % máximo que se debería asumir sería un 40%. Por encima de esa cantidad el riesgo sería excesivo y los bancos probablemente no negarían un nuevo crédito. De hecho lo deseable sería rebajar ese porcentaje al menos hasta el 30% de los ingresos, para respirar un poco más relajado.
Consejo: reduzca sus deudas, comenzando por las que cobran mayores intereses, hasta que las mismas supongan cómo máximo un 40% de los ingresos familiares y si es posible hasta el 30%.
Por tanto al amigo Juanito le diríamos que debería bajar sus deudas hasta que pague únicamente unos 1.200€ (el 40% de los ingresos normales de 3.000€). Ó lo que es lo mismo, que elimine lo antes posible el préstamo a corto plazo.

No hay comentarios: